jueves, 29 de mayo de 2014

Este es uno de los errores que todos cometemos y que más nos perjudica. Conócelo y aprende de él.

El Hachero

Había una vez un hachero que se presentó a trabajar en una maderera. El sueldo era bueno y las condiciones de trabajo mejores aún; así que el hachero se decidió a hacer buen papel.

El primer día se presentó al capataz, quien le dio un hacha y le designó una zona. El hombre entusiasmado salió al bosque a talar. En un solo día cortó 18 árboles.

-Te felicito, dijo el capataz, sigue así.

Animado por las palabras del capataz, el hachero se decidió a mejorar su propio desempeño al día siguiente; así esa noche se acostó bien temprano.

A la mañana se levantó antes que nadie y se fue al bosque. A pesar de todo el empeño, no consiguió cortar más que 15 árboles.

- Me debo haber cansado -pensó y decidió acostarse con la puesta del sol. Al amanecer se levantó y decidió batir su marca de 18 árboles.

Sin embargo ese día no llegó ni a la mitad. Al día siguiente fueron 7, luego 5 y el último día estuvo toda la tarde tratando de voltear su segundo árbol.

Inquieto por el pensamiento del capataz, el hachero se acercó a contarle lo que le estaba pasando y a jurarle y perjurarle que se esforzaba al límite de desfallecer. El capataz le preguntó:

¿Cuándo afilaste tu hacha la última vez?

- ¿Afilar? No tuve tiempo de afilar, estuve muy ocupado cortando árboles.

Cuántas veces estamos tan ocupados en lo que nos parece urgente, que le restamos tiempo a lo importante

Te invito a pensar… ¿Cuál es el hacha de tu vida, que no estás afilando? ¿En qué estás ocupando tu tiempo, a qué le estás prestando atención? Tal vez estamos tan ocupados en querer llegar al destino, que nos olvidamos de mirar el paisaje…

Fuente: http://www.renuevodeplenitud.com/reflexiones-el-hachero.html

Londres, la ciudad del mundo con la mayor "concentración" de supermillonarios

Hay más multimillonarios que en cualquier otra ciudad del mundo

En Londres hay más multimillonarios que en cualquier otra ciudad del mundo, y Gran Bretaña tiene más de éstos 'per cápita' que cualquier otro país, según datos dados a conocer el sábado por el Sunday Times. 

El listado sobre los ultrarricos compilado para el periódico Sunday Times probablemente provoque polémica y debates en un país donde muchos todavía sufren grandes dificultades financieras, en el que existen grandes bancos de alimentos, y donde a pesar del crecimiento económico reciente en algunos aspectos se está volviendo a niveles no vistos desde la crisis financiera de 2008. 

Londres es el hogar de 72 de los 104 multimillonarios que hay en Gran Bretaña, muy por delante de Moscú, que ocupa el segundo puesto con 48 personas que cuentan con una fortuna de 1.000 millones de libras o aún más. 

Nueva York ocupa, muy cerca el tercero, con 43 multimillonarios, San Francisco la sigue con 42, mientras que Los Angeles y Hong Kong, ambos con 34, comparten el sexto lugar de esta particular clasificación. 

Los hermanos de origen indio Sri y Gopi Hinduja encabezan la lista británica con una fortuna calculada en 11.900 millones de libras esterlinas (unos 14.600 millones de euros o 20.100 millones de dólares), acumulados a través del Hinduja Group, de propiedad de la familia, que tiene intereses en los sectores del petróleo , banca, industria automotriz, inmobiliario y medios de comunicación. 

Este dúo fraterno birló el tope de la lista al multimillonario Alisher Usmanov, quien ahora es segundo. Este ruso de origen uzbeko se ha visto muy afectado por la caída de la cotización del rublo y de las acciones rusas a causa de la crisis en Ucrania. 

Entre los 25 más ricos figura, precisamente, el ucraniano Len Blavatnik magnate de los productos químicos y también importantísimo inversor en la industria de la música, quien ocupa el cuarto lugar en la 'City'. 

Mientras tanto, el actual (6º) duque de Westminster, Gerald Grosvenor, un pope del sector inmobiliario, está en el décimo lugar, y el saudí Mohamed Bin Issa Al Jaber y familia, conocidos por sus inversiones en el sector hotelero, más atrás, en el vigésimo.

Este año, por primera vez, las 50 personas más ricas de Gran Bretaña han superado el "mínimo" de 1.500 millones de libras. Hace una década atrás 700 millones eran suficientes para integrar tan exclusivo club. 

Se calcula que los 104 multimillonarios británicos suman una riqueza total de 301.130 millones de libras, mientras que hace 88 años era de 245.660 millones. 

Eso sí, los superricos lo son aún mucho más tras la recesión de 2008, cuando "apenas alcanzaban" los 201.990 millones de libras en total.

Mientras tanto, el viernes un grupo de estudios independiente del Instituto Nacional de Investigación Económica y Social, destacó que el PIB per cápita, medida que se utiliza con frecuencia para medir la riqueza media de la población de un país, se encuentra "muy por debajo" del máximo alcanzado antes de 2008, y es muy poco probable que lo supere antes de 2017. 

El Trussell Trust, la mayor red de bancos de alimentos en Gran Bretaña, señaló por su parte que el número de personas que se acercaron buscando alimentos de emergencia ha aumentado el 163% en un año, hasta fines de marzo, superando las 913.000. 

Para este grupo de "foodbanks" la cifra es "chocante", sobre todo porque no incluye a gente auxiliada por otros proveedores de alimentos, ni el gran número de personas que se avergüenzan de buscar ayuda y se contentan consumiendo menos alimentos.


Leer más en: http://www.elmundo.com.ve/noticias/estilo-de-vida/curiosidades/londres--la-ciudad-del-mundo-con-la-mayor--concent.aspx#ixzz3371SttV2

Las características de los millonarios

¿Se ha preguntado cuáles son las características que pueden llevarlo a ganar millones? Si quiere conocer algunas actitudes que por general tienes los grandes magnates, este es su artículo.


Las características de los millonarios.

Está claro que no solo las técnicas de negocios y estrategias traen consigo negocios, las actitudes también. Conozca qué caracteriza a las personas que ganan millones y millones.

1. Determinación
Los millonarios tienen la determinación de ser millonarios. Cada vez que se plantean un objetivo, hacen hasta lo imposible por alcanzarlo, y difícilmente encuentran algo que pueda desviarlos de su camino.

2. Pasión por lo que hacen
Los millonarios se caracterizan también por ser apasionados. Suelen hacer las cosas con pasión, y para ello suelen amar lo que hacen, que es precisamente aquello que los hizo millonarios.

3. Confianza en sí mismos

Estas personas suelen tener un alto grado de confianza en sí mismas. Confían en su capacidad para generar riqueza (incluso antes de haberla obtenido), y en que ésta siempre estará a su alcance.

4. Persistencia
Los ricos suelen ser muy persistentes. A pesar de los muchos obstáculos o dificultadores que siempre encuentran en su camino, los ricos nunca se rinden y siempre siguen adelante pase lo que pase.

5. Valoran el tiempo
Para los millonarios el tiempo oro. Ellos le dan el debido valor al tiempo, no les gusta desperdiciarlo y, a la vez, saben utilizarlo de la manera más eficiente posible.

6. Austeridad
La vida de los millonarios se caracteriza por ser una vida austera en comparación a la vida que podrían llevar. Por lo general, no suelen llevar una vida de lujo como muchos piensas, pero sí suelen llevar una vida llena de comodidades.

7. Ahorro
Otras de las características de los millonarios es su capacidad para el ahorro. Siempre encuentran la manera de gastar lo menos posible, y siempre destinan una buena parte de sus ingresos a una bolsa de ahorro.

8. Visión de negocios
Los ricos tienen visión de negocios. Tiene la capacidad para detectar oportunidades de negocios o de inversiones donde otras personas no las ven.

9. Analizan el mercado
Otra característica de los ricos es que siempre se encuentran analizando el mercado, siempre están en búsqueda de nuevas oportunidades, y siempre tratan de prever los próximos cambios del mercado.

10. Toman riesgos
Los millonarios asumen riesgos, pero riesgos calculados. Antes de tomar una oportunidad, se informan sobre ella y la analizan bien, y una vez que han minimizado todo el riesgo posible, entran en acción.

11. Se capacitan constantemente
Aún cuando parezcan que ya no necesitan capacitarse más, los millonarios saben que siempre habrá algo nuevo que aprender. Siempre se encuentran capacitándose, estudiando y aprendiendo nuevas cosas que los hagan ser más ricos.

12. Caritativos
Otra característica común en los millonarios es su caridad. A diferencia de lo que muchos piensan, los ricos no son avaros, sino que suelen ser muy caritativos; siempre se les encuentra donando parte de su dinero a alguien.

Por qué los ricos siguen siendo ricos

Mujer dorada

Cómo hacerse rico y seguir siéndolo

Cuando muchos de nosotros tenemos un poco de dinero para invertir, lo más probable es que compremos participaciones de un fondo de inversión o acciones, si es que antes no nos lo gastamos en el aparato tecnológico de moda.

Los ricos de verdad no hacen eso.

Ellos suelen invertir su dinero en propiedades, obras de arte, negocios y otras inversiones con las que el resto de nosotros sólo podemos soñar.

La manera en la que este peculiar grupo utiliza su dinero lo diferencia del resto de los mortales, y hace que su balance de cuentas sea siempre positivo.

Tomemos como ejemplo a Joshua Coleman, de 27 años. Cuando su familia vendió su compañía de telecomunicaciones con sede en Chicago por US$400 millones en el año 2004, nadie de la familia salió corriendo a comprar algo extravagante.

En cambio, buscaron asesoramiento sobre cómo conservar su nueva riqueza e incluso ayudarla a crecer. Y esa búsqueda en sí le dio la idea a Coleman para su próximo negocio: en 2011 lanzó Momentum Advanced Planning, una empresa que conecta a las personas con expertos en impuestos, asuntos legales y riqueza.

Si algún día el negocio se vende, él podrá ver un gran retorno de inversión, así como pasó con el primer negocio familiar.

Si usted piensa que empezar un negocio es una manera extraña de invertir su dinero, entonces probablemente no se encuentre entre los ultrarricos.

Las personas que tienen al menos US$30 millones en activos -conocidos como "individuos con patrimonio neto ultra alto"- invierten en acciones y bonos, pero también multiplican su dinero comprando empresas e invirtiendo en valores inusuales, como el arrendamiento financiero o contrato de leasing de una aerolínea.

"Se llama riesgo alfa", dice Coleman. "Este tipo de inversiones puede tener muchos aspectos positivos".

Pero también desventajas: estas inversiones presentan mayores riesgos que las más tradicionales, por lo que hay una mayor probabilidad de perder mucho dinero. Además, son mucho menos líquidas que las acciones y podría llevar meses o incluso años hasta poder ver el dinero de una inversión.

Sin embargo, incluso si usted no tiene millones para invertir, puede aprender bastante acerca de cómo los ricos obtienen altos retornos de inversión y aplicarlo en su propia cartera.

A continuación, en qué invierten los ricos para seguirlo siendo y cómo seguir su ejemplo.

¿Inversiones que son sólo para ricos?

Aviones

Los ricos tienen acceso a una franja de inversiones que la mayoría de la gente ni siquiera sabe que existen.

Uno de ellos son los fondos de inversión de capital fijo, una inversión a largo plazo donde el dinero queda atado por al menos cinco años, ofrecen a los adinerados altos retornos de inversión y rédito.

Otro ejemplo son inversiones en actividades como el arrendamiento de aeronaves, un área floreciente, señala Ian Marsh, CEO de gestión de activos de Fleming Family and Partners de Londres, una firma de gestión de riquezas que fue creada inicialmente para conservar la fortuna de Ian Fleming, el creador de James Bond.

Sus clientes trabajan con una compañía llamada Doric, que usa el dinero de los inversionistas para comprar aeronaves las cuales son arrendadas a las grandes aerolíneas.

Los inversionistas retirarán el dinero del fondo cuando se vendan los aviones pero, mientras tanto, pueden recibir un 9% de rentabilidad anual, por el arrendamiento de los aviones. Compare eso con la rentabilidad promedio, que es de aproximadamente el 3%, según el S&P 500 de Standard and Poor's, el principal índice bursátil de Estados Unidos.

Algunos fondos de capital fijo requieren cientos de miles de dólares para entrar, pero los fondos de arrendamiento de aerolíneas de Doric tienen una cuota de entrada más accesible, dice Marsh. Su serie de fondos SKY CLOUDS, que compra aeronaves Airbus A380-800 y las arrienda a Emirates Airlines, requiere una inversión mínima de US$14.000 y una cuota única del 5% de la inversión inicial.

Otra opción, por la que están optando varios inversionistas con patrimonio neto ultra alto de Reino Unido y otras partes del mundo, es comprar tierras de cultivo.

A medida que la población mundial crezca, la demanda de alimentos aumentará y quienes tengan tierras agrícolas de alta calidad podrán obtener buenos retornos de inversión, apunta Marsh. La tierra cultivable es un recurso finito, así que cuanto más difícil de conseguir, mejor será el retorno.

Según Marsh, las buenas tierras pueden dejar un rendimiento del 4% anual para el inversionista, y además se valorizan con el tiempo.

Son pocos los inversionistas comunes que pueden afrontar los costos de invertir en fondos de aeronaves o comprar una parcela de tierra fértil, pero hay otros fondos de capital fijo más accesibles que ofrecen una alternativa para invertir en infraestructura a nivel mundial.

Hay empresas que cotizan públicamente y sus acciones se pueden comprar en el mercado de valores. Por ejemplo, Glandstone Land es una compañía que cotiza en Estados Unidos que compra tierras de cultivo.

Compre más negocios

Monopolio

Comprar otras empresas es algo natural para las personas adineradas, muchas de las cuales han hecho su dinero como dueños de compañías.

Coleman invierte en varias compañías diferentes, sobre todo en las áreas de servicios profesionales y tecnología. Tiene participaciones en tantas operaciones que no podría dar un número exacto.

"Son muchísimas", le confiesa a la BBC.

Por lo general, él invierte con un grupo de inversionistas y una firma de capital privado, y gasta más de US$1 millón para adquirir parte de la operación.

Es divertido ver cómo las empresas pasan de no tener nada a tener algo y muchos inversionistas tienen la experiencia y los contactos necesarios para poder empezar un negocio desde cero, dice David Rose, un emprendedor ultrarrico radicado en Nueva York, autor de "Angel Investing: The Gust Guide to Making Money and Having Fun in Startups".

"Imaginate haber podido invertir en Google cuando todavía estaban en su casa rodante", exclama. "Uno habría podido reunirse con los fundadores semanalmente, haber sabido qué estaba sucediendo y haber visto crecer al negocio. ¡Puede ser muy divertido!".

También puede ser lucrativo. A pesar de que los inversionistas arriesgan su dinero (el 50% de las startups quiebran), un inversionista adinerado puede multiplicar entre 20 y 50 veces su inversión inicial con una o dos compañías exitosas.

Por lo general Rose apuesta entre US$50.000 y US$100.000 en una sola compañía y, según le dijo a la BBC, ha hecho millones con algunas de sus inversiones.

Por el momento, es difícil para el inversionista promedio invertir directamente en un negocio, dice Rose.

Sin embargo, una nueva ley de Estados Unidos, sancionada en 2012, le permitirá a cualquier persona invertir en startups. Falta ver cómo va a resultar.

Sáquele provecho a sus pasiones

Autos clásicos

Las inversiones "pasionales", como el arte, los autos, los relojes, el vino e incluso los instrumentos musicales, atraen mucho a los ricos, anota Guy Hudson, director ejecutivo y jefe de desarrollo de negocios en Stonehage Investment Partners de Londres, una compañía global de gestión de patrimonios.

Compran estos activos para que se valoricen, pero también para mirarlos o usarlos.

"Este tipo de inversiones siempre surgen de la pasión del inversionista por ese objeto en particular", le dice Hudson a la BBC.

Quienes hacen esta clase de compras acertadamente, para lo cual es clave encontrar algo exótico, pueden obtener retornos de inversión significativos. Según lo investigado por la compañía, el valor de "las inversiones pasionales" creció cerca de un 15% en 2013.

Hay varias alternativas para los inversionistas comunes que quieran hacer "inversiones pasionales", asegura Hudson.

Un fondo de vino vendido por The Wine Investment Fund requiere una inversión mínima de US$14.000, por ejemplo, y hay otros fondos que se enfocan en las artes y los autos.Tome nota: algunos requieren que el inversionista esté acreditado, por lo que aunque la cuota inicial sea baja, puede que usted no esté habilitado para comprar el fondo.

También se pueden comprar obras de arte a precios accesibles en un remate. "Los nuevos artistas venden sus obras a precios razonables", apunta.

Eche raíces, en muchas partes

Knightsbridge, London

Muchas personas con patrimonio neto ultra alto prefieren estacionar su dinero, que a menudo ronda las siete u ocho cifras, en propiedades, dice Paul Patterson, vicepresidente de RBC Wealth Management de Toronto.

Algunos juntan su dinero con otros para comprar propiedades comerciales; otros prefieren costosos apartamentos en Londres, Nueva York y otros lugares del mundo.

Muchos esperan vender las propiedades a cambio de un beneficio generoso, pero, mientras tanto, pueden utilizar esas moradas cuando viajan.

"Por lo general compran dos o tres residencias en distintas partes del mundo", le explica a la BBC. "Tienen un gran valor a largo plazo, especialmente en los mercados principales".

Mientras que una persona promedio probablemente no esté en condiciones de comprar un apartamento en un área elegante de Nueva York, posiblemente pueda comprar una vivienda en su vecindario, que luego podrá alquilar o vender cuando se valorice.

También hay muchas empresas públicas que compran bienes raíces comerciales y residenciales, llamadas Fondos de Inversión de Bienes Raíces, que cualquier inversionista del mercado de valores puede comprar. Si bien son sensibles a los altibajos del mercado, las acciones generalmente suben de precio cuando los alquileres y los valores de las propiedades aumentan.

¿Cuánto dinero compra la felicidad?

Una personalidad muy influyente de LinkedIn compartió su punto de vista sobre cuál es la cantidad exacta de ingresos que puede llevar al bienestar.

Siempre se dice que "el dinero no compra la felicidad", pero, ¿qué pasaría si se corroborara que una determinada cantidad de dinero de hecho sí hiciera más feliz a la gente?

Quizás por algo sea que las personas se desviven por conseguir más ingresos y  que se suelen sentir mal cuando se enteran que sus compañeros de trabajo ganan más que ellos, por ejemplo.

La Paradoja de Easterlin, cuyo nombre se debe a quien en los setenta halló que a mayor ingreso no necesariamente se tiene más felicidad, es desafiada: en los años recientes, se ha manejado nueva información que permite refutar la afirmación de Easterlin. Estudios novedosos han destacado una relación robusta y positiva entre el bienestar y los ingresos en los países a lo largo del tiempo.

Esta semana, Bruce Kasanoff, una personalidad muy influyente de LinkedIn compartió su punto de vista sobre cuál es la cantidad exacta de dinero que puede llevar a la felicidad. A continuación, descubra qué dijo:

El dinero suficiente se traduce en felicidad

Bruce Kasanoff, escritor y conferencista, compartió en su perfil de LinnkedIn las conclusiones a las que llegó una investigación reciente de la Universidad de Princenton. El estudio demostró que el bienestar emocional se realiza plenamente en un ingreso anual de alrededor de 75.000 dólares. Pero no más.

No se necesita muchísimo dinero para comprar la felicidad, sino el necesario. Esto tiene un sentido intuitivo; si usted no puede pagar un lugar decente donde vivir o comida suficiente para alimentar a su familia, más dinero mejora su situación. Pero el estudio insiste en que es falsa la creencia de que mucho más dinero se traduce en felicidad ya que varios encuestados estuvieron de acuerdo en afirmar que los momentos más felices de su vida no coincidieron con sus mejores momentos económicos.

Otros puntos de vista

Más allá del estudio que realizó la Universidad de Princenton, depende en qué variable se haga hincapié se llega a diferentes conclusiones.  Por ejemplo, para Ryan Howell, profesor de la Universidad Estatal de San Francisco,  cuando se llega a la tan ansiada solvencia económica, la felicidad parece no alcanzarse del todo.

Esta hipótesis, también válida, es respaldada por los investigadores de la Universidad Victoria de Wellington, en Nueva Zelanda, que concluyen que los factores que aportan más felicidad al ser humano son la autonomía y la capacidad de decidir.

Según una encuesta hecha en la misma universidad, encontró que aquellos que tienden a gastar dinero en cosas materiales no presentaron impulsos de felicidad al hacerlo. "Se gasta mucho dinero comprando algo que posiblemente no esté ligado con mi personalidad. Cuando revisas la billetera, la sensación de alegría no alcanza", asegura el documento.

La realidad es que el dinero se traduce en felicidad en la medida en que este es invertido en momentos y en herramientas que permiten la realización de otras cosas. Una de éstas pueden ser las financieras, ya que con el correcto uso de su dinero, podrá multiplicarlo y usarlo en función de sus necesidades y deseos.

fuent:e: Inversor Digital